Castillos de princesas, caballeros y dragones con cuentos

Castillos de princesas, caballeros y dragones con cuentos

Cuando era pequeña, mi hermana y yo siempre jugábamos a inventarnos casas y tiendas para nuestras Barbies (ya que eso de, “tengo la mansión de Barbie y la Autocaravana y no sé qué más” no estaba en nuestro vocabulario) y lo hacíamos con todas las carcasas de las películas VHS que teníamos. Era increíble lo que construíamos. Recuerdo que hacíamos hasta ciudades enteras. Éramos unos genios de la arquitectura en cinta VHS.

Como con los DVD’s no es lo mismo (muy prácticos para no ocupar espacio pero muy poco para nuestras mentes arquitectónicas), hemos probado con libros de cuentos.

 

 

Eso sí, siempre explicando a los niños que no los maltraten porque dentro de cada “cartón” se cuentan historias increíbles.

Es entonces cuando podemos hacer lo que nuestra imaginación (y el espacio físico) nos permita.